Sábado 1 de Octubre de 2022

  • 14.9º

TUCUMÁN

16 de mayo de 2022

El infectólogo Pizzi anticipó que se viene la cuarta ola y que la vacuna "es lo único que nos puede salvar"

"El barbijo no solo nos cuida del Covid, sino de la gripe, de la angina, de la bronquitis, bronquiolitis, faringitis", apuntó el médico

El destacado infectólogo y epidemiólogo cordobés, Hugo Pizzi, señaló que "están subiendo los casos de una manera persistente" y anticipó en diálogo con diario EL LIBERAL, que llegará una cuarta ola en invierno. También, que su gravedad dependerá de la vacunación de la población.

 

 Acerca del crecimiento del 92% de casos de esta última semana a la anterior en el país, contó que "ha sido muy llamativo que nuestro hospital de escuela, el Hospital de Clínicas de Córdoba, que tenía la sala exclusiva para Covid totalmente vacía, hace 7 u 8 días tiene internados por Covid y por gripe".

 

 Sostuvo sobre el incremento de casos, que "el problema reside en que la gente cree que esto ha terminado. Pero desde el punto de vista técnico, nosotros estamos en una transición epidemiológica: no está en el pico, pero tampoco terminó. Quiere decir que hay que seguir cuidándose". Y señaló las cosas que "han exacerbado esta situación. Lo primero el tiempo; la climatología no es tan amable, es fría la noche y la mañana y las personas empiezan a cerrar sus aberturas, viven de una manera más abigarrada y para las vías aéreas superiores eso es como una autopista tanto para bacterias como para virus".

 

"Después -continuó- hay una actitud de indolencia absoluta en la gente. Pongo de ejemplo lo que me tocó vivir: subir a ascensores que es un lugar hermético, y gente que tira saliva por todos lados y están si barbijo. Eso también se nota en el transporte urbano, de media y larga distancia, y en teatros, en cines, en restoranes",

 

Y recalcó: "El barbijo no solo nos cuida del Covid, sino de la gripe, de la angina, de la bronquitis, bronquiolitis, faringitis, hasta del mal aliento del vecino. Y esto es importante que lo sepa la gente: cuando uno percibe el mal aliento, y no hablo por el hedor, sino es porque inclusive a un metro y medio la columna de aire lo hacen llegar; quiere decir que también llegan las partículas de saliva con la contaminación. Imagínese si alguien estornuda en un ómnibus, en un tren, ese estornudo va a 70 km/h y puede impactar hasta 8 metros. No hay dudas de que las partículas de saliva llevan los virus, las bacterias y así las enfermedades respiratorias se suceden constantemente".

 

Sobre la cuarta ola indicó que "la universidad nuestra (Nacional de Córdoba) y las extranjeras que trabajan con nosotros hicieron la predicción de que va a haber una ola. No sabemos la dimensión, si va a ser grande o chica. La gran ventaja que tenemos es que la población tiene por lo menos un índice de vacunación, no lo que uno quisiera. Creo que lo fundamental para poder pasar un invierno sin ningún tipo de trastorno sería: uso del barbijo en lugares donde hay riesgo, tener mínimos tres dosis, lo ideal sería cuatro anticovid y la gripal puesta. En esas condiciones el organismo está sólido".

 

"Ahora -profundizó- tienen que saber que hay cuatro millones que tienen una sola dosis o ninguna, y hay casi 10 millones que tienen dos, y eso es evidentemente un riesgo para la persona que no cumplió. ¿Esto por qué? porque en el mundo y esto se puede extrapolar a nuestro país, el 70% de los muertos han sido sin vacunas, hay un 10 a 12% de acuerdo a la región geográfica, ha muerto con una dosis. Es una constancia absoluta e inescrutable que las vacunas fundamentalmente son seguras, estupendas y eso lo da la estadística, lo da la experiencia, y lógicamente es lo único que nos puede llegar a salvar".

Diario El Liberal 

COMPARTIR:

Comentarios