Miércoles 28 de Julio de 2021

LOCALES

1 de noviembre de 2019

ALFARO ASUMIÓ SU SEGUNDO MANDATO: "Los argentinos han votado con sabiduría"

El intendente capitalino, Germán Alfaro asumió este jueves su segundo mandato al frente de la Municipalidad de San Miguel de Tucumán, tras haber sido reelegido por los vecinos en los comicios de junio último

La asunción se realizó en el parque 9 de Julio, en una sesión especial del Concejo Deliberante, desde un gran escenario montado en el cruce de las avenidas Los Tarcos y Ramón Paz Posse, y tuvo un marco multitudinario.

Rodeado por su familia y ante miles de vecinos que lo acompañaron en una cálida noche, el intendente Alfaro convocó a la dirigencia política de la provincia a fortalecer el diálogo, a dar el ejemplo obrando con austeridad en estos tiempos de crisis y a trabajar mancomunadamente en la construcción de un nuevo contrato social para Tucumán.

Fernando Juri, presidente del Concejo Deliberante, fue el encargado de tomarle el juramento de rigor al jefe municipal, quien estuvo acompañado por su esposa, la diputada nacional Beatriz Ávila, y por sus hijos. Después del juramento, el intendente recibió de manos de sus tíos, en representación de sus padres ya fallecidos, una copia de su declaración jurada patrimonial, que luego Alfaro entregó al concejal Juri.

Alfaro en su discurso recordó cómo fueron sus inicios en la política y dijo que desde siempre soñó con regir los destinos de San Miguel de Tucumán.

Expresó: “Ese fue desde siempre mi sueño, fue mi norte en la política. Siempre quise ser intendente y los vecinos confiaron en mí y lo hicieron realidad: me concedieron el orgullo de ser intendente de la Ciudad Histórica de todos los argentinos”. 

 “Volver a ocupar este lugar de intendente no tiene más objetivo que el de poder terminar lo comenzado, de poder devolverle a todos los vecinos lo que he recibido y estoy recibiendo como intendente, afecto y más afecto”, agregó.

También agradeció el respaldo en las urnas. “Siento que la ciudadanía ha sido muy generosa conmigo y voy a honrar esa generosidad. Voy a ser leal a ese pacto tácito que cada ciudadano ha hecho conmigo al votarme. Voy a honrar ese pacto por encima de todas las cosas, ese es mi compromiso ético”, enfatizó ante el aplauso de los presentes.

Instó a la dirigencia política a realizar una autocrítica frente a la crisis de valores que atraviesa nuestra sociedad. “De chicos nos enseñaron que la mejor manera de educar y de convencer es con el ejemplo. Pero en Tucumán desde hace más de 40 años el ejemplo que baja desde aquellos que tienen que decidir sobre nuestro futuro indica que los valores morales y republicanos son escollos a superar, son molestias anacrónicas que se interponen en el camino de los poderosos”, señaló.

Sostuvo que “no se puede entender la democracia como la dictadura de la mayoría y la gobernabilidad como la mera imposición del número, porque eso daña la calidad institucional y democrática”.
 
Alfaro destacó que el pasado domingo “los argentinos han votado con sabiduría a favor de un espíritu de diálogo que haga posible la búsqueda de consensos que lleven a la tan anhelada unidad nacional”. Y añadió: “Pese a proclamar un nuevo gobierno en primera vuelta, la gente votó un equilibrio de fuerza institucional, un equilibrio político imposible de desconocer”.

“Hay una sociedad que está hastiada de los desencuentros y las disputas estériles y que hostigada por las crisis quiere vernos a quienes gobernamos aportando soluciones y no conflictos”, advirtió.

Alfaro hizo un llamado al diálogo y convocó a dejar de lado las diferencias políticas y a tener “un acto de grandeza para buscar coincidencias mediante el diálogo”.  Consideró que “el diálogo tiene que tener parámetros, claridad y precisión, debe ser responsable, abierto, transparente y debe centrarse en la mejora de la calidad del sistema institucional de la provincia”.

Así el intendente de la Capital consideró que es necesario modificar el cuestionado sistema electoral de acoples vigente en la provincia. “Este sistema electoral no solo vulnera la democracia, sino que deslegitima a las autoridades electas”, argumentó. Y llamó a trabajar para la sanción de “un régimen electoral que genere confianza en el electorado, que le devuelva la legitimidad a los electos, que esté a las alturas de las demandas ciudadanas de representatividad, de austeridad, de transparencia y de credibilidad”.

Dijo que “hay que hacer un análisis crítico de un régimen electoral ha elevado de manera exorbitante el costo de la política en nuestra provincia”. Y planteó que “mejorar la calidad de las instituciones es una condición indispensable para favorecer un mayor y más justo crecimiento económico y social. Y aseguró que “es imposible pensar en una justicia social con este sistema electoral”.
 
El mandatario municipal propuso a la dirigencia “generar el consenso y los acuerdos necesarios para un nuevo contrato social, democrático y republicano en nuestra provincia, que no solo nos permita superar este sistema electoral anacrónico, desacreditado y poco transparente, sino que mejore la calidad de la política y de la gestión pública”.  

Realizó un llamado a quienes tienen responsabilidades públicas a trabajar en conjunto para sacar a nuestra provincia adelante ya que, según advirtió, no crece desde hace más de cuatro décadas. “En los últimos 45 años, desde la década del 70 hasta acá, el promedio de crecimiento anual de nuestra provincia fue del 0,07%. Y no podemos echarle la culpa a nadie, nos tenemos que hacer cargo los políticos, somos nosotros. Es lo que les estoy proponiendo: nos hagamos cargo, yo me voy a hacer cargo”, subrayó.

Más tarde se dirigió a los ediles de la Capital, a quienes nombró uno por uno, y les pidió trabajar para mejorar la institucionalidad. “La Legislatura y el Concejo Deliberante llevan el nombre de honorables, y tenemos que hacerle honor a ese nombre. Es por eso que con ustedes los concejales, que son los representantes genuinos de los vecinos, me comprometo a trabajar por el bien común, por los vecinos”, manifestó.

Admitió que el país atraviesa momentos difíciles, lo que requiere de un sacrificio de la clase política. “Desde acá tiene que partir el ejemplo y tenemos que manejarnos con austeridad, con el ejemplo, porque hay vecinos sufriendo y ellos tienen que saber que los primeros ajustes van a venir sobre la clase dirigente, sobre el gasto político, porque son los vecinos quienes menos tienen que sufrir esta crisis que estamos atravesando”, razonó.

Alfaro convocó a “refundar la política, que debe ser una vocación de servicio y no algo para servirse de ella”. Y advirtió que “no debe haber contubernios para molestar a los adversarios o para enrostrar poder, porque estas cosas no nos conducen a nada”. 

Según el intendente, “esta forma de hacer política es la que la sociedad ha sepultado este domingo, por lo que hay que terminar con los acuerdos ocultos para gobernar de cara a la gente”.
El intendente pidió a la dirigencia política honrar la voluntad popular y fortalecerla. “Debemos respetar lo que los ciudadanos votan”, resumió.
 
Por otro lado Alfaro consideró que las redes sociales son el mejor instrumento para fortalecer la democracia y dijo que impulsará una gestión de gobierno participativo en San Miguel de Tucumán. “La política va a mejorar cuando la ciudadanía sea consultada de manera permanente y no hipócritamente cada dos años (en tiempo de elecciones). Las redes sociales son ese instrumento para mejorar el ejercicio de la democracia. Por eso hay que modernizar los estados, incorporar todos los avances de comunicaciones, a favor de un gobierno participativo”. 

Sobre este punto, Alfaro anunció que en esta nueva gestión al frente del municipio impulsará la sanción “de un presupuesto participativo, mediante la aplicación de una ordenanza que fue sancionada por el anterior Concejo Deliberante”.

Anunció que “se incorporará a los vecinos en la toma de decisiones fundamentales para la ciudad”. Y destacó que este proceso ya comenzó con el llamado para la creación del nuevo logo del municipio, que será presentado próximamente. “El nuevo logo de la Municipalidad fue elegido por los vecinos durante el desarrollo de la Expo Rural de este año, mediante una votación a través de plataformas interactivas. Hoy podemos decir orgullosos que el logo de nuestra ciudad es el logo de nuestros vecinos. Es así como vamos a construir ciudadanía y a mejorar la política”, expresó.

Esclareció que las redes sociales no pueden anteponerse al hecho de mantener un contacto físico, directo y cotidiano con los vecinos. “Nosotros tenemos que hacer ese esfuerzo y nos tenemos que hacer cargo”, insistió.

Destacó que el año próximo se cumplirán 200 años del fallecimiento de Manuel Belgrano y llamó a honrar al prócer desde la política. “Hoy ninguno de nosotros puede sentirse orgulloso de este presente. Debemos tener vergüenza que en 200 años hayamos traicionado el sacrificio de quien dejó todo para entregarse al futuro de la Patria. Es una vergüenza que hayamos traicionado el sueño de nuestros próceres”.

Sobre el final de su mensaje, Alfaro recordó que “la función de la política es resolver los desequilibrios”, por lo que llamó a los concejales a trabajar junto al Ejecutivo municipal “para construir consensos que beneficien a los vecinos, entendiendo que es momento difícil, que requiere de austeridad y de creatividad política”.

 De la ceremonia participaron autoridades nacionales, legisladores provinciales, intendentes de otras ciudades, concejales y funcionarios municipales y judiciales; además de representantes de la Iglesia, de las universidades, de las fuerzas de seguridad y de entidades intermedias. También estuvieron presentes los ex intendentes de la Capital: Rubén Chebaia, Raúl Martínez Aráoz, Rafael Bulacio y Raúl Topa.

COMPARTIR:

Comentarios